Los riesgos del caos


Ayer llevamos a Jimena a andar en bicicleta en el Parque Balboa, de los Planes de Renderos. Nos acompañaron mi cuñada, su esposo y sus 4 hijos; así que las dos familias visitamos este parque al que no me acercaba desde hace al menos unos 10 años.

Cuando ingresamos vimos soldados en la entrada y en el camino hasta encontrar un lugar donde parquear. No niego que verlos ahí me dio seguridad, pues en El Salvador pasa de todo y es mejor que haya autoridad cerca para evitar problemas. Sin embargo quiero relatarles lo que pasó una hora más tarde cuando ya mi hija y sus primos disfrutaban jugando en una de las pistas de bicicleta y patinaje.

En un espacio cercano al que nos encontrábamos había un grupo de unos 11 jóvenes que disfrutaban haciendo acrobacias en sus patinetas; de pronto vi a 4 soldados frente a ellos y los tenían alineados en fila frente a ellos, los jóvnes comenzaron a quitarse camisetas, zapatos, calcetines y luego comenzaron hacer cuclillas por alrededor de 15 minutos. Al principio me sorprendió, pero seguí acompañando a mi hija en su aprendizaje del manejo de la bicicleta.

Luego, los mismos 4 soldados estaban cerda de donde nosotros y encontraron a una pareja ejerciendo su función de novios y al llegar donde ellos, los soldados separaron al jóven y repitieron el mismo ejercicio que con los anteriores. Escuché decir a una señora cerca de mí: “está bien usted, mire que aquí los mareros y los buseros nos tienen fregados”.

En principio y en silencio pensé como la señora y fue ahí que me sorprendí y me asusté, porque ninguno de los jóvenes estaba cometiendo ningún delito y por tanto los soldados no tenían derecho de hacer las cosas que les hicieron, pedirles que se quitaran sus prendas y sobre todo ponerlos a haer flexiones durante 15 minutos (aparentemente esto no es graves).

Lo que me preocupó es que en medio de este caos que está comenzando a vivir el país, cualquier solución parece buena, aunque la solución vaya en contra de los principios constitucionales que todos tenemos. Por un lado los buseros siguen haciendo lo que a ellos les da la gana, los mareros pasan atemorizando a la población y viviendo al margen de la ley, la empresa privada y el gobierno enfrentados por el tema de los impuestos, el subsidio del gas… etc.

Me parece peligroso que en el subconciente colectivo se geste la idea que cualquier solución es mejor que la actual y eso provoque el surgimiento de un paladín de la justicia (que puede ser una persona o una institución) y se haga popular hasta llevarno al poder de una manera no sana. Esto ha ocurrido en diversos lugares del mundo y aún se encuentran en el poder algunos viejos dictadores que asustan a sus sociedades diciendoles que ellos son la mejor solución a los problemas del mundo mundial.

Espero que a pesar del caos que vivimos, la sensatez no se oscurezca con la locura, suficiente locura vivimos en la décadas del 70 y el 80.

Acerca de Comunicación y Educación

Este es un blog sobre comunicación corporativa, en el área de educación. Además se trata de comentar lo que ocurre en El Salvador.
Esta entrada fue publicada en MIS PENSAMIENTOS y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s